Por Portugal. Ruta 1.-Braga. y los santuarios de Buen Jesús y Sameiro

 

 

 

Por Portugal.

Ruta 1.-Braga, y los Santuarios de Buen Jesús y Sameiro.

Con más de 180 000 habitantes, Braga es una de las ciudades económicamente más dinámicas y pobladas de Portugal. Importante centro de comunicaciones, destaca por su comercio y por el turismo que genera su casco histórico. Del mismo modo, la ciudad cuenta con dos universidades (la Universidad Católica Portuguesa y la Universidad do Minho) y con una decena de museos, y es considerada uno de los centros culturales más importantes de todo Portugal.

Inicio la Ruta desde el Arco de la Porta Nova,  que data de 1512,  pero Don Diogo  de Souza (1505-1532 y que da nombre a la Rua )  la ordenó abrir, estableciendo el eje principal de la circulación intramuros. El actual arco monumental que contemplo, se levantó con la financiación de la corona, entre 1772 y 1773, durante la prelatura  de Don Gaspar. La Rua de Diogo Sousa,  siguiendo hacia la Plaza de la República, esta peatonalizada y es muy comercial.

Siguiendo por la mencionada Rua de Diogo Sousa, a mi derecha se encuentra la Catedral de Braga, (En portugués, Se Primacial). La Catedral de Braga, está considerada como un centro de irradiación episcopal y uno de los más importantes templos del románico portugués, su historia se remonta a la obra del primer obispo, Pedro de Braga (posteriormente, declarado santo), correspondiéndose la restauración de 1070, de la que no se conservan vestigios.

Consagrada el 28 de Agosto de 1089 bajo la advocación de Santa maría de Braga, la fachada completada con la galilea del Siglo XV, y las arquivoltas románicas del pórtico, resulta de una actualización barroca (1723). En su interior podemos observar la sillería del coro alto y el órgano, obras maestras de la talla, así como  las capillas de San Geraldo, de la Gloria, y de los Reyes, donde destacan los túmulos de Don Gonzalo Pereira y de los Condes Portucalenses, el francés  Don Enrique de Borgoña  y la española  Doña Teresa ( Doña Tareja de León), padres del rey Alfonso I de Portugal. En las dependencias de la antigua casa del Cabildo, mandada construir en el inicio del siglo XVIII por el Arzobispo Rodrigo de Moura Teles, se encuentra el tesoro museo de la catedral.

A continuación a mi izquierda se encuentra  una gran plaza porticada en forma de u. El Largo do Pazo, donde se encuentra la Universidade  do Minho Reitoria. Este palacio fue la sede de la República Bracarenxe, extinta definitivamente en el año 1790 por la primera Reina de Portugal. Aunque la definición de la Plaza del Palacio se haya consolidado en la primera mitad del Siglo XVII, fue con Don Rodrigo, cuando adquirió el aspecto general que hoy ostenta. En el exterior destaca  la fuente central, concebida a partir de la expresión heráldica.

Por fin la  siguiendo la Rua Diogo de  Sousa, llego a la Plaza de la República, la principal plaza de Braga. Aquí se encuentra “La Arcada” Este precioso edificio está inscrito en el plano de las transformaciones urbanas del Renacimiento. En la época de Don Rodrigo la arcada fue renovada (1715) edificándose  una nueva columnata. Durante la prelatura de Don Gaspar, siendo ya un lugar muy frecuentado, la circunstancia de unos pregones reevangelizadores allí promovidos, fomentó la convicción popular de levantar una capilla dedicada a Nuestra Señora de la lapa (1761/1768).  Frente a la arcada se extiende la Plaza de La República, y un hermoso jardín central.

Siguiendo los jardines de la plaza de la República, paso por La Iglesia, convento y Basílica de los Congregados; El Colegio Pedro V, y  el convento e  Iglesia de la Penha.

La Iglesia, convento y Basílica de los Congregados, testimonio de la organización conventual que sintieron las ciudades de la Contra-Reforma, el proyecto del edificio y de la iglesia de la congregación del oratorio es igualmente atribuido a Andrés Soares. Su edificación conoció un desarrollo lento con la conclusión en la segunda mitad del siglo XX. De acuerdo con R.Smith es la obra más emotiva del autor.

El convento e  Iglesia de la Penha. fue inicialmente un recogimiento de beatas capuchinas, instituido en la segunda mitad del Siglo XVII, por la misericordia privada de un matrimonio de devotos, Don Rodrigo la convirtió en la regla de la Inmaculada Concepción. El convento de Nuestra Señora de la Roca de Francia fue consagrado en el año 1727.En 1886 fue transformado en asilo de la infancia desvalida de Don Pedro UX. Manteniendo intactos su capilla y el claustro.

Los jardines del paseo central, desembocan en una  plaza ajardinada. Los jardines de la Señora A Branca, presididos por un bonito crucero. Continúo por el Largo de la Señora A Branca, a la derecha se encuentra el bonito edificio del Hotel de Nuestra Señora la Blanca, Está situada en la Freguesía de San Víctor,  se tiene conocimiento de sus existencia  desde el  Siglo  XIV, lamentablemente no se conserva nada del edificio primitivo. La parte más antigua del actual edificio que podemos ver, data de entre los años 1505 y 1532. De estos años son la puerta principal, y la arquitectura de la parte inferior del coro. Y unos escasos  vestigios  de una reforma que se hizo por todo el templo. En el último cuarto del Siglo XVII la iglesia recibió varias enmiendas. El actual altar, refleja por si solo , los sucesivos cambios de gusto de los hombres que gobernaron la iglesia durante la segunda mitad del siglo XVIII. El resultada de estas nuevas obras sólo puede ser  actualmente  evaluado por el sagrario, única pieza que queda de aquel periodo. Ya que en el año 1783 el retablo recibió importantes cambios que le diero0n el aire neoclásico que tiene actualmente. Además de que en el año 1783 se construyeron dos nuevos retablos colaterales, con su pintura azu8l y blanca; por fortuna se preservaron los viejos y